Tipos de Pacientes

ESCRITO POR Tadeo Vázquez 10/03/2017 0 COMENTAR

 

A nuestro consultorio llegan infinidad de personalidades que nos alegran el día o a veces nos sacan alguna que otra cana, aquí les dejo una recopilación de algunos de los que me acuerdo:

 

El/La vegetariano/vegano: un paciente muy peculiar, pero a veces con sus creencias muy arraigadas tanto que si no le muestras un estudio convincente de que la vitamina B12 necesita ser administrada en suplemento, pasará toda la vida con sus hongos y algas, sin saber por qué tiene anemia.

 

El/La comparativo/a: este paciente que apuesto que a la mayoría nos saca de quicio, pues se la pasa diciendo: “mi nutriólogo anterior hacía esto” “mi nutriólogo anterior decía otras cosas” “ay no, mi nutriólogo anterior no me daba eso”, - ya hombre si tanto lo extrañas regresa con él... No está mal que nos cuenten un poco cómo trabaja su nutriólogo, pero hablar de él a cada momento es como si le hablaras de tu ex a tu pareja.

 

El/La “saludable”: nos cuenta cómo es que su alimentación es perfecta y controla todos sus tiempos de comida, bioquímicamente está bien pero su IMC nos muestra todo lo contrario, hasta que después confiesa que algunas veces le da por comer 3 kg de pan dulce pero con leche light.

 

El/La sincero/a: este paciente está en tu consultorio por alguna razón, pero nadie sabe por qué, ni él, sólo quiere un plan de alimentación pero de antemano te dice que no tiene tiempo para cocinar y que lo único que tiene al alcance es un restaurante donde venden de todo menos comida saludable pero te pide un menú con tortas, tacos, pizza y hamburguesa.

 

El/La adaptativo/a: si bien es cierto todo tiene equivalencia pero hay veces que quieren adaptar todo y te hacen preguntas como: “¿cuántas tortillas tengo que dejar de comer para tomarme 3 cervezas”? y el problema no es que se adapte, sino que su objetivo de consulta es lograr un cuerpo 100 y pues así ¿cómo?

 

El milagroso: a este paciente sólo le interesa una cosa en tu consultorio, saber si lo vas a medicar o darle una “ayudita” para bajar más rápido de peso; por lo general son pacientes que toda la vida han intentado bajar de peso y las únicas veces que lo logran son usando esas pastillas que como todos sabemos sólo terminan en un rebote de hasta el triple del peso perdido. Y peor aún, te dicen que el anterior nutriólogo se las daba y que le dejaba comer todo lo que quisiera.

 

El “fast & furious”: este paciente por lo general quiere bajar 15 kg en 2 semanas porque tiene una boda, una graduación o se va a la playa y se quiere ver espectacular, lo mejor de estos pacientes es que se apegan al plan al 100% lástima que sólo será por unos días y cuando pasa su evento no tardan ni una semana en tener ya el doble de peso del que perdieron.

 

El “Responsable”: Mi favorito, desde que llega tiene toda la actitud, se apega muy bien a las indicaciones y hasta te envía fotos de lo que come y lo mejor es que en los resultados se comprueba que sí siguió el plan tal cual se le indicó. ¡Nunca cambien!

 

¿Cuál faltó? Sé que faltaron varios, deja en los comentarios otra de las personalidades que entran a darnos emoción en nuestro día.

DEJA UN COMENTARIO